Una carrera a través de videoconferencia

El alumnado matriculado en los centros de la UNED en el noroeste de España pueden cursar sus carreras conectándose por videoconferencia a las clases de los tutores.


La Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) está desarrollando una experiencia piloto en sus centros asociados de la zona noroeste del país -A Coruña, Pontevedra, Ourense, Ponferrada (León), Asturias y Zamora-, para que su alumando pueda asistir a las clases presenciales de los tutores conectados por videoconferencia -a través de su ordenador portátil o en las propias instalaciones de la universidad-.

Además, el sistema cuenta con una herramienta bautizada como pizarra virtual, que permite a los estudiantes leer en su pantalla de ordenador las anotaciones que los profesores van haciendo en una pizarra interactiva. También pueden así solicitar su intervención en clase o hacer llegar sus preguntas.

Esta iniciativa se enmarca dentro del Plan Ateca -que cuenta con la ayuda financiera de los fondos Feder de la Unión Europea- “para crear una nueva arquitectura de tecnología educativa en los centros asociados de la UNED”, explica José Luis Prieto, vicerrector de centros asociados de la universidad a distancia. El plan tiene el objetivo de que la institución tenga un funcionamiento en red.

Tras las experiencias de este proyecto piloto, la universidad implantará en el curso 2008-2009 este sistema de tutorías por videoconferencia en dos tercios de los centros y para el año 2010 se pretende que esté implantado en el cien por cien.

Estos cambios no sólo reporta ventajas al alumnado sino también a la propia institución. La UNED tiene centros asociados en las capitales o segundas grandes poblaciones de las provincias. Esta red se completa con las extensiones universitarias que se crean en las localidades de al menos quince mil habitantes.

Hasta ahora, las tutorías presenciales se desarrollaban en todos ellos, lo que implica más carga de trabajo para los docentes y, sobre todo, un altísimo coste que impide desarrollar o mejorar otros servicios.

Renovación

A través de este sistema de tutorías virtuales pasan a denominarse aulas universitarias de enseñanza a distancia y podrán implantarse en localidades de cinco mil habitantes. Se agruparán en zonas que abarquen unos 18.000 alumnos matriculados.

Esas tutorías sólo tendrán lugar de manera presencial en uno de los centros y en el resto los estudiantes se conectarán por videoconferencia en tiempo real y con una gran calidad de imagen -o se la descargarán posteriormente-.

De esta forma también se logra que tanto profesorado como alumnado, que serán previamente formados para ello, adquieran las destrezas que hoy demanda el mercado laboral en el uso de las telecomunicaciones.


Por Quique Rodríguez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *